» Acceso proveedores » Acceso trabajadores » Canales de denuncia » Transparencia activa
Supervisión

Integrantes de Chuquicamata se proponen como desafío migrar a un “liderazgo adaptativo”

El encuentro destacó por el llamado a derribar paradigmas, adaptarse a los cambios y sostener así objetivos como la seguridad, que es fundamental para esta administración.

Martes 14 de noviembre de 2017
COMPARTIR
  • Linkedin
  • Facebook
  • Twitter
Disminuir Fuente Aumentar Fuente Imprimir

Imagen foto_00000002

El concepto “desafío adaptativo” fue el que más se repitió en la última reunión de entrega de resultados, divisionales y corporativos, realizada en Chuquicamata. Un mensaje que invitó a las y los supervisores a liderar con el ejemplo, y buscar nuevas formas de actuar para garantizar que se cumplan aquellas tareas que exigen un cambio.

Tras este mensaje se presentó el resultado de los indicadores de 2017. Estos señalan que hasta la fecha hay una mejoría en materia de seguridad, manteniéndose  bajo los límites establecidos, pero recordando que la meta es cero accidentes.

Si bien en costos y recursos humanos también hay números positivos, existe una posibilidad de mejora en producción, según indicó el gerente de Operaciones de Chuquicamata, Christian Toutin. “Los números actuales muestran que podemos hacer el trabajo, pero debemos ser más rigurosos. Nos quedan dos meses para cumplir lo que prometimos y por eso debemos cumplir con el compromiso de movilizarnos y lograr el objetivo”, explicó el ejecutivo.

Desafíos adaptativos

Para entender de mejor manera cómo enfrentar esta situación, se realizó un trabajo grupal en el que los supervisores, superintendentes y ejecutivos, reflexionaron sobre esta necesidad de cambiar y amoldarse a los cambios y cómo podrían desarrollar un liderazgo adaptativo.

“El secreto de la adaptación está en trabajar con las personas y escucharnos para que todos podamos subirnos al cambio e ir hacia los desafíos de Codelco”, comentó Heidy Miranda, directora (i) de calidad de la Gerencia de Recursos Mineros y Desarrollo (GRMD).

Rubén López, superintendente de Suministro Energético de la Gerencia de Servicios y Suministros, agregó que “lo más importante es volcar nuestros esfuerzos para solucionar problemas. Nuestro horizonte y el cómo queremos llegar está claro, tenemos la tecnología, los profesionales y técnicos, pero lo más relevantes es el cambio cultural de las personas”.

En la jornada también se presentaron los resultados corporativos en relación a la propia división, así como sus desafíos de las gestiones administrativas. Asimismo se explicaron otros temas como la ley laboral, el reconocimiento de la huelga como un derecho fundamental y los servicios mínimos durante su proceso.

Temas que demuestran el dinamismo de la industria y la necesidad de que los integrantes de Chuquicamata estén debidamente informados y puedan adaptarse, no sólo por la transformación técnica que experimenta la división, sino que también por alcanzar la excelencia y, con ello, recuperar el sitial que alguna vez tuvo el centenario yacimiento.