» Acceso proveedores » Acceso trabajadores » Canales de denuncia » Transparencia activa

Codelco avanza en el desarrollo del Nuevo Nivel Mina de El Teniente

Hoy se ingresó a tramitación ambiental modificaciones al plan de consumo de reservas contemplado originalmente, que se hará de manera escalonada, profundizando gradualmente en el yacimiento para permitir una explotación en forma segura y rentable.

Miércoles 19 de julio de 2017
COMPARTIR
  • Linkedin
  • Facebook
  • Twitter
Disminuir Fuente Aumentar Fuente Imprimir

 

Imagen foto_00000001
El nuevo plan de explotación de reservas se hará de manera escalonada, profundizando gradualmente en el yacimiento.


Un paso más materializó Codelco para continuar desarrollando el proyecto Nuevo Nivel Mina de El Teniente, el que se encuentra en plena ejecución y con un 42% de avance, tras ingresar hoy a tramitación ambiental modificaciones al plan de consumo de reservas de mineral contemplado originalmente.

Tal como informó la empresa en su momento, y luego de estudios más profundos del macizo rocoso, ya se cuenta con una nueva estrategia y nuevas soluciones constructivas para hacer frente a las condiciones geomecánicas que complicaron en un inicio la construcción de las obras de infraestructura principales del este proyecto, como los túneles para el movimiento de material, la ventilación y el transporte de personas.

De este modo, mediante la presentación de una Declaración de Impacto Ambiental (DIA), denominada “Adecuaciones a la ejecución del proyecto Nuevo Nivel Mina”, el plan de explotación de reservas se hará de manera escalonada, profundizando gradualmente en el yacimiento. Esta definición, junto al uso de tecnologías innovadoras, permitirá superar adecuadamente las dificultades geológicas surgidas en su ejecución, acotando, además, las consecuencias en la seguridad para los trabajadores.

El gerente general de Codelco División El Teniente, André Sougarret, afirmó que “de esta manera la Corporación está materializando la nueva estrategia de desarrollo del yacimiento, para extender su continuidad operacional por al menos 50 años. Lo que estamos haciendo es viabilizar la explotación de los recursos de El Teniente, aumentar la seguridad de las personas, resguardar la rentabilidad del negocio y dar el tiempo necesario para avanzar en la explotación a niveles más profundos de la mina, que son los de mayor complejidad técnica”, dijo.

Sougarret destacó que las innovaciones y la tecnología de vanguardia incorporadas en la construcción y desarrollo de túneles han sido exitosas y recalcó que “el objetivo de Codelco es seguir aportando al desarrollo de la región de O’Higgins y de Chile y asegurar la generación de excedentes para el Estado, los que en el caso de El Teniente, suman en los últimos 10 años US$ 15 mil millones”.

Agregó, asimismo, que estas modificaciones al plan de consumo minero no generan impactos ambientales y comunitarios distintos a los ya evaluados anteriormente, en aspectos como calidad del aire, residuos, recursos naturales renovables, reasentamiento de comunidades, alteración del patrimonio cultural, entre otros.

En concreto, se consumirán las mismas reservas del proyecto original, aproximadamente 2 mil millones de toneladas de cobre, manteniendo la tasa de extracción autorizada, de 131.000 toneladas de material por día, lo que permite sostener la producción del yacimiento de la región de O’Higgins en rangos similares a los actuales, en torno a las 450 mil toneladas de cobre fino al año. 

 

Nueva estrategia para El Teniente del futuro

En marzo pasado, el directorio de Codelco aprobó esta nueva estrategia de desarrollo del proyecto Nuevo Nivel Mina, que permite aumentar la seguridad de las personas, afirmar la rentabilidad del negocio y dar el tiempo necesario para avanzar en el desarrollo de la mina en los niveles más profundos.

De esta manera, la nueva estrategia contempla dos aspectos: 

Un nuevo plan de explotación que considera una profundización escalonada del yacimiento. Un primer escalón de profundización intermedio, ubicado entre los actuales niveles de producción de la mina y el nivel de producción original del NNM, contempla explotar los sectores Diamante y Andesita, los que operarán en ambientes geotécnicos y de riesgos similares a los de hoy, utilizando accesos, logística, servicios e infraestructura de transporte existente. Un segundo escalón de profundización, denominado Andes Norte, ubicado al nivel de producción original que se presupuestó originalmente.

La incorporación de innovaciones y tecnología de vanguardia en la construcción y desarrollo de túneles. Gracias al uso del fracturamiento hidráulico, a un nuevo sistema de soporte para cargas dinámicas y la  mecanización de tareas se ha logrado un avance que a la fecha supera el 40%.

 

 

Mismo método de explotación y dentro de la misma área

Si bien el proyecto Nuevo Nivel Mina ya cuenta con aprobación ambiental desde 2011, de igual modo y de acuerdo a la normativa vigente, estas modificaciones serán sometidas a evaluación, mediante el ingreso al Servicio de Evaluación Ambiental (SEA) de la Región de O’Higgins de una Declaración de Impacto Ambiental (DIA), denominada “Adecuaciones a la ejecución del proyecto Nuevo Nivel Mina”.

Como estaba presupuestado inicialmente, las obras para esta nueva modalidad de explotación se ejecutarán en forma subterránea, con el mismo método de explotación y dentro de la misma área ya aprobada. Las obras al interior mina permitirán aprovechar la actual infraestructura de los niveles de producción, transporte de mineral, subestaciones eléctricas interior mina  e instalaciones de apoyo interior mina.

La etapa de construcción de estas adecuaciones se iniciará 2018 y se extenderá hasta 2023, momento en que está contemplado el inicio de su producción. La inversión estimada para las obras es de US$ 1.350 millones.